Feng Shui es el estudio del movimiento de la energía y del modo en que esta influye y afecta en todos los aspectos de nuestra vida; mira cómo aplicarlo en tu casa

La definición para las palabras chinas de Feng Shui es “viento” y “agua”. Cuando cualquiera de estos dos elementos no fluye armónicamente, la vida está en desequilibrio.

Feng Shui es el estudio del movimiento de la energía y del modo en que esta influye y afecta en todos los aspectos de nuestra vida.

Es una poderosa herramienta para proteger y mejorar el Chi de la vivienda de tal modo que favorezca la vida de cada uno de sus habitantes. Es una cuestión de equilibrio basado en el Yin Yang que forma la plenitud y armonía del universo.

Si querés alejar las malas energías de tu hogar, seguí estos consejos:

1) La entrada de tu casa

Es muy importante que la entrada a tu casa esté libre de obstáculos, y se abra a las buenas oportunidades que te ofrece la vida.

En ella, los chinos dicen que tenemos el Ave Fénix. Cuidá que la entrada esté libre de obstáculos para que entre la energía y sus buenas vibraciones.

2) La energía entra sola o acompañada

La energía entra en tu casa, contigo y con cualquier persona que pase el umbral de la puerta. Sé cuidadoso para que no te sorprendan otras energías discordantes.

3) Creá “el espacio”

LEA MÁS  Qué sucede con nuestra creatividad cuando envejecemos

Cráa un espacio “sagrado” en tu hogar. Por ejemplo, podés encender una vela y colocar incienso para que entres allí cada vez que necesites limpiarte de energías discordantes.

4) Objetos deteriorados por donde se escapa tu energía

  • Tirá cualquier objeto que se haya roto, por valioso que te parezca. Está bloqueando el flujo energético en tu casa y en tu vida.
  • Repará los grifos que gotean.
  • Cambiá las bombillas fundidas.
  • Echale aceite a las puertas que rechinan.

5) Dejá espacio libre – no amontones cosas

Cuando te sientas agobiado limpia el lugar de trabajo, tu oficina, tu biblioteca. Tirá todo lo que no necesites. Estarás haciendo un lugar en tu vida para cosas nuevas.

Evitá guardar trastos en tu vivienda. Ordená, limpiá y tirá cuando las cosas se estén acumulando. Facilitá el fluir de la energía.

6) Las cosas son según el cristal que se mire

  • Sé un observador de tu energía y conoce cómo ella interactúa con vos y el entorno.
  • Evitá enfadarte: las cosas suceden cada día, no te suceden a vos, no lo tomes como algo personal.

7) Limpieza energética

Muchas veces sentimos cansancio y obstáculos que nos impiden avanzar. Con una energía densa que frena nuestros proyectos.

  • Realizá una limpieza energética. Agua con sal en los rincones de la casa.
  • Incienso o esencias, para armonizar el espacio.
  • Visualizá cómo llega la energía en forma de luz violeta, blanca y dorada a cada una de las habitaciones de tu casa.
  • Cuarzos purificadores que absorben la energía densa.
LEA MÁS  Jamás hubieras pensado que este alimento te hacía engordar

Todo esto te ayudará a crear un espacio de armonía y bienestar en tu vivienda y en cada uno de los que viven en ella.

8) La energía en las imágenes

Las imágenes que nos rodean, cuadros, láminas, fotos, son potentes estímulos para nuestro inconsciente. Tiene mucha importancia lo que significa cada imagen para vos.

  • Rodeate de imágenes cargadas de energía que te aporten lo que querés para vos.
  • Evitá aquellas cargadas de energías discordantes que sólo te agobian y perturban tu descanso.

fengshui

9) Estados de ánimo que influyen en el flujo energético

  • Cuando llegues a tu casa después de una larga jornada de trabajo y, a pesar del cansancio, te sientas feliz porque has logrado con éxito el objetivo previsto, tu energía está en sintonía con tus vibraciones.
  • Cuando estés bajo de ánimo, sacudí tu cuerpo y no permitas que las bajas vibraciones de la energía se instalen y pasen la noche contigo.
LEA MÁS  ¿Te gusta el vino? Consejos para poder consumirlo todos los días

10) Energías de la vivienda, de sus habitantes y anuales

  • Aprendé a armonizar tu casa con las energías ancestrales (Estrellas Voladoras) que te visitan cada año.
  • Conocé si las energías de tu vivienda, son compatibles con las tuyas.
  • Buscá cómo armonizar tu hogar.

11) Feng Shui del paisaje

El Feng Shui te sugiere que tengas tu vivienda protegida para que la energía fluya por los 4 puntos cardinales.

  • Que tus espaldas estén siempre protegidas. Representa el apoyo en la vida.
  • Que la fachada esté despejada. Representa las buenas oportunidades.
  • El lado derecho que tenga poco movimiento, representa la protección en la vida.
  • El izquierdo representa la abundancia y la prosperidad.

El centro es el equilibrio, la quietud. Se evitará el movimiento.

12) Ventilá tu casa y dejá que circule el aire y con él la energía

Evitá que la energía quede atrapada en tu vivienda o tu negocio. Produce cansancio y dolores de cabeza. En algunos sectores del hogar, corre demasiado rápida, (pasillos largos) y en otros sectores, muy lenta (pasillos cortos, lugares oscuros, rincones…).

Abrí las ventanas y sacude las esquinas de cada habitación para evitar que el Chi o energía se acumule en los rincones.

Fuente: Salud terapia

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here