El hallazgo, publicado este domingo en la revista ‘Nature Geosciene’ se produjo cuando un equipo de expertos investigaba la región de Marie Byrd Land, en la Antártida occidental.

Según explica Doug Wiens, profesor de Ciencias Terrestres y Planetarias en la Universidad de Washington en St. Louis, EE.UU., y uno de los investigadores principales del proyecto, se detectó un alto flujo de calor a través de la corteza en la región de Marie Byrd Land que ”puede influir en la estabilidad del hielo de la Antártida”.

LEÉR MÁS  Diez tips para que el maquillaje te dure en verano

El equipo de científicos descubrió que en 2010 y 2011 dos eventos sísmicos se detectaron a 25 y 40 kilómetros de profundidad, respectivamente, bajo los glaciares antárticos. Tras una investigación exhaustiva de estos hechos, los investigadores se mostraron convencidos de que se trataba de un nuevo volcán que se estaba formando a un kilómetro bajo el hielo.

LEÉR MÁS  Cinco alimentos hechos a base de huesos de animales

”Interpretamos estos eventos sísmicos como profundos terremotos de largo período, con base en su frecuencia inusual [de 2 a 4 ciclos por segundo]”, explican los investigadores, que añaden que estos terremotos, que tuvieron lugar por debajo de volcanes activos, son causados ??por una profunda actividad magmática, y en algunos casos, preceden a erupciones.

Otros científicos conjeturan que el movimiento sísmico provendría de Monte Waesche, un volcán existente cerca del Monte Sidley, pero los científicos no saben cuándo estuvo activo, aunque la capa de ceniza que lo cubre establece que la erupción fue hace 8.000 años.

LEÉR MÁS  Cómo controlar la ansiedad ante los exámenes

Como conclusión, los investigadores señalan que estas observaciones ”proporcionan una fuerte evidencia de la actividad magmática en curso”.

RT

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here