¿Te viene hambre en pleno horario de trabajo? ¿Abusas del café para retomar la concentración? ¿Sabés que alimentos te ayudan a sentirte mejor? Aquí te presentamos los tips para organizar tus comidas mientras estás trabajando.

No te saltees el desayuno. Si no tienes hambre o tiempo para desayunar en casa, desayuna en el trabajo antes de comenzar la jornada laboral. ¡Es la comida más importante del día! Haciendo click aquí tendrás ideas de desayunos saludables y nutritivos.

Llévate una botellita de agua y frutas. Consumir agua durante las horas que estás trabajando te mantiene hidratado, despejado, fresco y más satisfecho. También lleva un par de frutas frescas para comer luego del almuerzo o para saciar el hambre entre comidas. Asegúrate de que queden bien conservadas en la nevera.

Reduce los dulces. Un dulce de vez en cuando no está mal, pero no debe convertirse en un hábito. Si tienes hambre durante el horario de trabajo, coloca un plato de frutos secos, galletas de arroz, o barras de cereales, que tienen muchas menos calorías.

Evita el exceso de café. Cuando llevamos muchas horas trabajando, llega un momento en que perdemos concetración y comenzamos a sentirnos más cansados. Muchos recurrimos a una taza de café para despertarnos… Pero eso no es lo más conveniente, pues la cafeína nos pone más alerta y tensos. En su lugar, prepárate té de hierbas o té de rosa mosqueta, o consume mucha agua.

Aliméntate entre comidas. Si almuerzas a la 1 del mediodía y recién llegas a casa a eso de las 10 de la noche para cenar es imprescindible que comas entre comidas en tu oficina, para evitar el hambre que seguramente tengas a lo largo del día. Además, comer cada 3 horas aproximadamente es importante para mantener el peso ideal. Haciendo click aquí te proponemos ideas de snack saludables y con menos de 100 calorías para comer entre comidas.

Aliméntante para prevenir el dolor. Cuando pasamos mucho tiempo sentados, en la misma posición, nos puede venir dolor en nuestras articulaciones. Hay alimentos que te ayudan a evitar molestias en tu cuerpo: entre ellos, pescado, frutas, hortalizas (especialmente, antioxidantes y ricas en vitamina A, C y E), frutos secos, cereales y huevos.

Ahora que sabes cómo comer sanamente en el trabajo, intenta aplicar estos hábitos saludables en tu oficina día a día.

fuente: vivirsalud.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here