El empresario explicó que debido a distintos factores, la morfina no le hacía el efecto adecuado para su problema de columna y para colmo, estaba tomando dosis más elevadas de las que correspondían. Por lo tanto, los médicos decidieron hacer un cambio en su medicación. ”Si bien la reemplazaron por otra, hace 4 o 5 días que la corté y es lo mejor”.

Pero esa no es la única buena noticia en la vida de Fort ya que en el plano sentimental, las cosas parecen haberse acomodado. ”Con Rodrigo nos reconciliamos. Lo que pasa es que con él, todos los días hay algo diferente. Antes de venirme a Miami, discutimos y se fue a Tandil. Después viajó porque le conseguí contrato con una disquera y hubo reencuentro”.

”Es un pendejo que se calienta y se va pero después recapacita y listo. Es inteligente y veremos qué pasa”, concluyó.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here