El ”gurú de las inversiones” George Soros aseguró que el oro ya no es más un activo de refugio seguro, aunque espera que las compras continuas por parte de los bancos centrales respalden sus precios.

”El oro fue destruido como refugio, se probó que no es seguro. Debido a la decepción, la mayoría de la gente está reduciendo sus tenencias de oro”, declaró Soros al diario South China Morning Post en una entrevista publicada el fin de semana.

”Pero los bancos centrales seguirán comprándolo, de modo que no anticipo que el oro baje. Si existe la posibilidad de una crisis, habrá frenesí o saltos ocasionales. El oro es muy volátil sobre una base del día a día, sin tendencia sobre una base a largo plazo”, agregó.

Soros, que en el 2011 había denominado al oro como ”la burbuja definitiva”, redujo en el cuarto trimestre del 2012 su posición en el mayor fondo mundial respaldado por este metal precioso que cotiza en la Bolsa, SPDR Gold Trust, en más de la mitad, a 600.000 acciones, desde los 1,32 millones del tercer trimestre.

El precio del oro al contado cayó casi un 6% en lo que va del 2013 tras una racha alcista de doce años, debido a que los inversores buscaban mejores retornos en otros activos, incluyendo acciones.

Soros afirmó este fin de semana que el oro ha ”decepcionado al público porque se supone que es el refugio definitivo, pero cuando el euro estuvo cerca de colapsar el último año, el oro de hecho bajó”.

”El oro bajó junto con todo lo demás”, comentó el inversor al periódico chino.

Subprime china

Ayer, Soros participó en el Foro de Boao y advirtió que la actual situación financiera de China, con un boom de la banca informal, le recuerda a la de las hipotecas subprimeque provocaron la crisis financiera en los EE.UU., y predijo que Pekín tiene sólo dos años para cortar este problema a tiempo.

Según el célebre especulador, las medidas del régimen comunista para evitar un ”aterrizaje forzoso” de la economía nacional (que han restringido el cré-dito) crearon un sistema bancario ”en la sombra” (prestamistas ajenos a la banca formal) que ”es parecido al mercado subprime que causó la crisis del 2008”.

”Si la experiencia americana sirve de ejemplo, las autoridades chinas tienen dos años para recuperar el control de la banca, pues ése fue el tiempo que tardaron las subprimes en producir la crisis del 2008”, subrayó Soros, quien aseguró que atajar este problema es ”de enorme importancia para China y para el mundo

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here