El Gobierno volverá a incrementar la deuda pública. Esta vez tomará unos U$S 600 millones de deuda para financiar el ”Proyecto para la Protección de Niños y Jóvenes”, según el decreto 1049 publicado en el Boletín Oficial.
El dinero tomado será para expandir la cobertura de los programas de Asignaciones Familiares; y mejorar la transparencia de los programas de protección social implementados por la Administración Nacional de la Seguridad Social (ANSES).
El presidente Mauricio Macri aprobó con el decreto el modelo de contrato de préstamo con el Banco Internacional de Reconstrucción y Fomento (BIRF) y ordenó a su ministro de Hacienda, Alfonso Prat Gay, a avanzar.
”Facultase al señor Ministro de Hacienda y Finanzas a convenir y suscribir en nombre y representación de la Argentina el contrato de préstamo BIRF Nº 8633-AR y su documentación adicional, conforme al modelo que se aprueba”, dice el decreto.
La decisión del jefe de Estado designó además a la Administración Nacional de la Seguridad Social (ANSES) a ser el ”organismo ejecutor” que ejercerá la coordinación general del proyecto para la protección de niños y jóvenes.
En tanto, el ministerio de Desarrollo Social que conduce Carolina Stanley será el organismo co-ejecutor, quedando facultados, cada uno en el ámbito de su competencia, a realizar todas las operaciones y contrataciones necesarias para la ejecución del mencionado proyecto. El decreto lleva la firma del jefe de Estado y de su jefe de Gabinete, Marcos Peña; además de la de Prat Gay.
LEÉR MÁS  Fuga de divisas en su “máximo histórico”

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here