El juez federal estadounidense Thomas Griesa levantó las cautelares contra nuestro país, que no permitían el pago a los acreedores reestructurados. Sus medidas contra la  Argentina eran por  el litigio con los bonistas en default desde 2001. La decisión la tomó dos días después del preacuerdo con los Fondos Buitres.

”Las circunstancias han cambiado tan significativamente cómo para volver las órdenes injustas y en detrimento del interés público”, indicó el magistrado según informó la agencia AFP. La orden entrará en vigencia cuando Argentina derogue las leyes Cerrojo y de Pago Soberano. Además, deberá abonarle a los holdouts que hayan aceptado la oferta hasta el 29 de febrero.

LEÉR MÁS  Empresa familiar local sale al Mercado de Capitales

”Los demandantes que no han acordado pueden seguir negociando con la Argentina”, escribió el juez. ”Mas aún, como ha quedado claro, los reclamos de algunos demandantes que no han tenido ”ninguna oportunidad” de negociar son exageradas. El tribunal espera que la República continúe negociando con los restantes demandantes”, señaló.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here