”Hoy las trabajadoras domésticas tienen los mismos derechos y obligaciones que cualquier trabajador”, remarcó Brasesco, quien precisó que ”tienen derecho por día de estudio, maternidad, obra social y cobertura de ART”.

Explicó que ”los puntos ya estaban fijados en una ley aplicada en abril del año pasado”, y añadió que ”ahora lo que se ha hecho es reglamentar algunos de ellos, como la bancarización de los sueldos con obligatoriedad para aquellos que trabajen 32 horas o más; y la cobertura de riesgos de trabajo por medio de la ART (aseguradora de riesgos del trabajo)”.

Sobre la bancarización del personal doméstico, el gremialista indicó a FM Latina que ”ahora va a ser obligatorio para aquellos que trabajen 32 horas o más, y optativo cuando sea por menor cantidad de horas”.

LEÉR MÁS  YPF firmó acuerdos por convencionales en Mendoza

En cuanto al costo de esta novedad, precisó que será gratuita tanto para el empleado como para el empleador, ”como cualquier persona que tiene cuenta sueldo y trabaja en situación de dependencia”.

Sin embargo, respecto de la cobertura a través de una ART, Brasesco puntualizó que ”el decreto establece que resta efectuar una reglamentación por la Superintendencia de Riesgos de Trabajo (SRT) en coordinación con la AFIP (Administración Federal de Ingresos Públicos) para los aportes que se efectúen”.

LEÉR MÁS  Fiat sufre la primer protesta masiva de dueños de la historia

”Todavía no está plenamente operativo hasta en tanto se concrete ésto. No puedo dar una estimación, el decreto no lo dice, pero estimamos que no se va a extender en el tiempo mucho. Es lógico que en un corto plazo estén dictadas estas normativas”, aclaró el dirigente gremial.

De todos modos, subrayó que ”la ART no es opcional, es obligatoria”, y en cuanto al costo de la misma, indicó que ”lo va a fijar la SRT en base a la cobertura integral que el seguro de riesgos va a dar”.

LEÉR MÁS  Grupo empresario sudafricano desembarca en Mendoza

Con todo, Brasesco afirmó que la reglamentación de la ley ”es un logro y significa cerrar la redondez del círculo”, y puso de relieve que ”se concreta la normativa que ampara y cubre los derechos y obligaciones” de las empleadas domésticas.

Advirtió que a partir de ahora ”el empleador va a tener que responder si el trabajador no está cubierto”, y consideró que ”ya no hay justificación para no tener en blanco al personal doméstico”.

Brasesco sostuvo que ”se calcula que un millón de trabajadoras domesticas, un 65 por ciento, esta en la informalidad, es decir, en negro”.
Telam

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here