Con el fin de aumentar las ventas, la Secretaría de Comercio propuso establecer una nueva fecha comercial. Al día del niño, del amigo, del padre, de la madre de los enamorados y tantos más, ahora se le sumaría el día del hijo.

Aunque parezca una ridiculez porque ya existe el día del niño, el Gobierno propuso crear el Día del Hijo para intentar mejorar el continuo desplome de las ventas que no logró revertir en 18 meses de gestión. Los funcionarios esperan aumentar 162% el comercio en esa fecha.

Con el objetivo de “motorizar el consumo”, la Secretaría de Comercio presentó en el marco del Comité de Presidencia de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) una propuesta para establecer el Día del Hijo, en la misma fecha en la cual se celebra comercialmente el Día del Niño.

Desde la oficina de Miguel Braun argumentaron que la fecha trasciende el rango etario, por lo que se quiere ampliar el espectro de los más pequeños e incluir también a los jóvenes y adultos.

La proyección oficial vaticina que incluir este día generaría una facturación de $ 13.000 millones que, sumados a los $ 8.000 millones que generan las ventas por el Día del Niño, darían un total de $ 21.000 millones.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here