El nuevo titular de la Cámara Argentina de Comercio Electrónico, Gustavo Sambucetti, remarcó que los números finales del sector estarán en claro a mediados de febrero, pero que la industria ”va a mantener el ritmo de crecimiento” de los últimos años con cifras que rondan el 40%.

Con miras al 2015, sostuvo que ”está todo dado para que siga el crecimiento, el sector viene a muy buen ritmo y todavía tiene un tamaño chico como para verse afectado por alguna condición macroeconómica”, y adelantó que el año próximo ”algunos sectores que todavía no están en la oferta, van a pasar a la venta en línea”.

En diálogo con Télam, Sambucetti resaltó dos tendencias que se verificaron este año y que atraviesan horizontalmente a la industria: la participación en los eventos de días especiales de descuento, y la expansión de las operaciones realizadas desde dispositivos móviles como smartphones o tablets.

En cuanto a los días especiales de descuento, detalló que ”el año pasado en el Cybermonday participaron 35 empresas, en el hot sale (realizado en mayo de este año) el número trepó a 76 y en el Cybermonday de este año 162 compañías participaron de la iniciativa”.

”La conclusión de estos eventos especiales es que las empresas venden en dos días el equivalente a un mes”, comentó el dirigente.

Otra tendencia que cruza horizontalmente a todo el comercio electrónico, es la expansión de la realización de operaciones desde dispositivos móviles.

”Entre el 20 y 25% de las operaciones viene del comercio móvil y en ventas la participación llega al 10%”, precisó Sambucetti.
En cuanto a este año, Sambucetti destacó el crecimiento general de los rubros, pero consideró ”notable” el caso de indumentaria, ya que ”con sólo mirar la oferta que había el año pasado y la que hay este año” se nota la diferencia.

Entre los factores que explican el crecimiento de la venta de indumentaria por internet, señaló por un lado ”el impulso de las tiendas oficiales de las marcas” en las plataformas de comercio electrónico como Mercado Libre, ”y por los retails de moda como Dafiti y Ricky Sarkany”.

La tendencia de comprar ropa por internet registró un quiebre el año pasado, cuando las tiendas de deportes sumaron la indumentaria y ”quebraron una barrera”: la del comprador que necesita tocar y probar la prenda antes de adquirirla.

También sumó a este cambio de hábitos la incorporación de políticas de las tiendas en línea y las plataformas de comercio electrónico para asegurar a los consumidores que pueden cambiar su producto, devolverlo si no es lo que esperaban y la resolución de conflictos de forma ágil, así como las nuevas aplicaciones que permiten al comprador determinar el talle correcto antes de hacer la compra.
Telam

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here