Puntos que pueden preocupar a nivel financiero. Las exportaciones de la Argentina representan el 11,1% del tamaño de su economía.
Según indica el diario Clarín, hay sólo ocho países en el mundo con una participación de sus exportaciones en el PBI más baja que nuestro país: Sudan, Burundi, Afganistán, República Centroafricana, Sudan del Sur, Etiopía, Paquistán y Kiribati.
Por otro lado, Argentina registra las importaciones más bajas en relación al producto: 11,9%. Los datos salen de un ranking que Marcelo Elizondo, titular de la consultora DNI, elaboró a partir de cifras del Banco Mundial.
“La Argentina es una de las cinco economías más cerradas del mundo”, dice Elizondo tomando en cuenta la participación de importaciones y exportaciones en el PBI.
¿Qué significa que Argentina sea una economía cerrada? En términos económicos, genera dos impactos. Primero, pone de manifiesto los límites que el país halla para generar divisas por cuenta propia y por qué el Gobierno busca dólares a través de los mercados o de la llegada de inversiones extranjeras.
Segundo, explica la falta de competencia y precios altos en el mercado interno. “El cierre se convierte entonces en un factor explicativo crucial, acaso el principal, de nuestros sobreprecios”, dice el economista Federico Muñoz en un informe reciente.
El país exporta hoy el mismo volumen de productos que hace diez años luego del pico 2010-2011. Según el Banco Mundial, las exportaciones eran 18,8% del PBI en 2010 pero entonces comenzaron a caer y en 2014 descendieron a 14,3%. En 2015 equivalieron a 11,1%.
La Argentina en los últimos años redujo su inserción en el comercio internacional. En 2010 las ventas externas eran 0,46% de las exportaciones globales. En 2015 fueron 0,35%.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here