Hauke Brueckner, de 30 años, quien trabaja como encargado de prensa de club de la ciudad de Hamburgo, había sido futbolista de un equipo de Segunda División, en el que actuó apenas diez partidos durante la temporada 2002-2003.

Por eso, el entrenador del St. Pauli, Holger Stanislawski, decidió convocarlo ayer para que se entrenara con el plantel ”en una hora”, debido a las bajas de varios futbolistas por lesión.

LEÉR MÁS  Anticipo: Argentina venció a Paraguay y está en la final del mundo de Futsal

”Contra el Hannover sólo tenemos cuatro defensores disponibles. Por lo tanto, tiene sentido contar con Hauke”, justificó el director técnico del St. Pauli.

Brueckner reconoció que sus nuevos compañeros se sorprendieron al verlo en el campo de juego. ”Cuando entré al vestuario con mi bolso, los chicos me miraban y no podían creerlo. Me hicieron unas cuantas bromas, pero los conozco y después todo salió bien”, explicó.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here