El seleccionado argentino de fútbol, sin su máxima figura Lionel Messi, cumplió una deslucida tarea en el empate sin goles ante su par de Costa Rica, como visitante, en la última prueba antes de la Copa América que se disputará en la Argentina a partir del 1 de julio.

Messi, la máxima figura del fútbol mundial, fue preservado por una sobrecarga muscular en el aductor derecho, lo que provocó el desencanto de los treinta y cinco mil espectadores que colmaron el estadio Nacional de capital costarricense.

Costa Rica, que se prepara con vistas a la Copa de Oro de la Concacaf en junio próximo, fue el séptimo rival del ciclo de Batista, después de Irlanda (1-0), España (4-1), Japón (0-1), Brasil (1-0), Portugal (2-1) y Estados Unidos (1-1).

La alineación argentina tuvo seis cambios respecto del encuentro con Estados Unidos del pasado sábado en Nueva Jersey y su producción futbolística fue dispar en relación con algunos pasajes de ese partido, con menos control de pelota, carencia de contundencia en ataque y algunos desacoples defensivos.

Si bien la idea que propone el entrenador argentino Sergio Batista, de controlar la pelota e intentar los cambios de ritmo en los momentos oportunos, apareció en algunos pasajes, en la ofensiva se notó la pérdida de peso con Nicolás Gaitán o José Sosa, más creadores de juego que definidores de situaciones.

LEÉR MÁS  Independiente fue mejor pero se trajo una derrota de Paraguay

A los 24 minutos se produjo la primera jugada asociada en velocidad, cuando Sosa encaró por la izquierda, combinó con Gaitán hacia el centro, para que habilitara a Javier Pastore por el sector opuesto, pero el ex jugador de Huracán tardó en la definición y su remate fue despejado al córner por el defensor Heiner Mora.

Costa Rica también tuvo algunas chances, complicó con habilitaciones precisas del enganche Bryan Ruiz, como a los 32 minutos con un pase frontal por el callejón central para el delantero Alvaro Saborío, quien fue cruzado en forma impecable por Ezequiel Garay en la puerta del área argentina.

El arquero argentino Mariano Andújar respondió bien a los 18m. tras un remate de Ruiz, pero a los 39 minutos intentó hacerle un ”sombrero” a Saborío, la jugada le quedó corta y pese a que logró retenerla nuevamente, fue una maniobra riesgosa y poco afortunada.

Argentina intentó en varias ocasiones con remates de media y larga distancia, bien contenidos por el arquero local Keilor Navas, que actúa en el Albacete de España, pero se fue al descanso con el marcador en blanco ante un rival en principio más accesible que Estados Unidos y con una producción menos destacada en todos los aspectos.

LEÉR MÁS  Superliga: River en busca de la recuperación

Luego del descanso, tres de los titulares del primer amistoso, Gabriel Milito, Ever Banega y Javier Mascherano, fueron reemplazados por Nicolás Otamendi, Mario Bolatti y Fernando Belluschi, respectivamente.

A los 6m. Andújar cortó bien ante la presencia de Saborío en otro desacople de la defensa argentina y a los 9m. lo volvió a salvar Navas tras un violento remate de Belluschi desde afuera del área, en la primera jugada de riesgo en la etapa final para los sudamericanos.

Argentina ejerció el dominio territorial, Navas salvó un tiro con destino de ángulo derecho de Marcos Angeleri, aunque el juego asociado en ataque siguió sin aparecer, con oportunidades sólo desde afuera del área y sin utilizar el ancho de la cancha con inteligencia.

Más adelante el exdelantero de Lanús Eduardo Salvio ingresó por Sosa, estacionado como delantero por la derecha, para darle una marcha más a un ataque demasiado estático ante un oponente que solamente tenía como prioridad preservar el cero en el arco propio.

Tan lento y aburrido era el partido que la gente al promediar el complemento comenzó a vivar por Lionel Messi, sentado en el banco de los suplentes como espectador de lujo, mientras en Argentina se destacaba sólo el despliegue de Lucas Biglia, quien había quedado como capitán del equipo.

LEÉR MÁS  Liga Mundial: sorpresiva eliminación de Las Leonas

Sobre la hora Navas, la figura del encuentro por la solvencia en el arco, salvó la caída local ante la aparición de Marcos Rojo en el ataque por la izquierda.

Esta vez no hubo juego en conjunto brillante, algunos jugadores sintieron los cambios posicionales a los que no están habituados, se enfrentó a un arquero rival seguro y no tuvo las respuestas para irse con un triunfo ante un rival inferior.

La síntesis:

Costa Rica: Keilor Navas; Gilberto Martínez, Oscar Duarte, Dennis Marshall y Bryan Oviedo; Heiner Mora, Jhonny Acosta, Celso Borges y Christian Bolaños; Bryan Ruiz; Alvaro Saborío. DT: Ricardo La Volpe.

Argentina: Mariano Andújar; Marcos Angeleri, Ezequiel Garay, Gabriel Milito y Marcos Rojo; Ever Banega, Javier Mascherano y Lucas Biglia; Nicolás Gaitán, Javier Pastore, José Sosa y Nicolás Gaitán. DT: Sergio Batista.

Cambios en el segundo tiempo: Fernando Belluschi por Banega (A), Nicolás Otamendi por Gabriel Milito (A) y Mario Bolatti por Macherano (A), 14m. David Guzmán por Borges (CR), 21m. Eduardo Salvio por Sosa (A), 22m. Michael Barrantes por Ruiz (CR), 31m. Marcos Ureña por Bolaños (CR), 35m. César Elizondo por Mora (CR), 40m. Pedro Leal por Oviedo (CR) y 43m. Josué Martínez por Saborío (CR).

Amonestados: No hubo.

Arbitro: Marco Antonio Rodríguez (México).

Estadio: Nacional de Costa Rica.

Telam

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here