River Plate, tras la obtención de la Copa Libertadores y Suruga Bank, no pudo mantener su paso ganador en el torneo y perdió como local ante San Martín, de San Juan, por 1 a 0 en el partido válido por la vigésima fecha.

El único gol del encuentro lo marcó el delantero Facundo Pumpido (ST 5min), en el partido que se jugó en el estadio Monumental y fue controlado por Jorge Baliño, quien expulsó al volante Daniel González, de San Martín, por doble amarilla (ST 8min).

Los dirigidos por Marcelo Gallardo, más allá de la derrota, se fueron aplaudidos por su público al grito de ”¡Dale campeón!”, y con un partido menos (tiene uno postergado con Defensa y Justicia) quedaron a seis unidades de los punteros Boca y San Lorenzo (43).

River apareció con una novedad que el entrenador Marcelo Gallardo practicó en secreto en la semana, con Leonardo Ponzio como líbero para darle una salida más rápida y prolija desde el fondo (al estilo Javier Mascherano en Barcelona) y para que los laterales tuviesen más proyección.

LEÉR MÁS  Barovero cerró las puertas a una posible vuelta a River

El equipo de Gallardo chocó ante un San Martín bien plantado en cancha, pero además sufrió el poco peso ofensivo ante las bajas de Rodrigo Mora, Lucas Alario y Tabaré Viudez por lesión.

Además, Javier Saviola fue eclipsado por la marca sanjuanina, Nicolás Bertolo no fue pujante por izquierda y dependió de Gonzalo Martínez, su mejor carta en ataque.

El ‘Pity’, con sus gambetas, le generó peligro a San Martín en desbordes por el sector derecho (15 y 18min) que necesitaron la intervención del arquero Luis Ardente para que el visitante mantuviese la valla en cero.

River no pasó sobresaltos en la primera parte y solo se complicó cuando Ponzio y Maidana no estuvieron finos en la salida, a la vez que provocó las situaciones de mayor peligro, como aquel cabezazo de Bertolo (41min) que pasó muy cerca del primer palo de Ardente.

LEÉR MÁS  Anticipo: Argentina venció a Paraguay y está en la final del mundo de Futsal

San Martín se mostró vivo cuando a pocos minutos del final Pumpido tuvo el gol (44min) al conectar el centro que envió Javier Capelli por el sector derecho.

En la segunda etapa, el equipo de Carlos Mayor sacó ventaja de otra desinteligencia en la defensa de River. Entre Ponzio y Ramiro Funes Mori no pudieron rechazar el balón en un pase en profundidad para Marcos Figueroa, y Pumpido estuvo atento para capturar el rebote. El delantero fusiló a Marcelo Barovero y abrió el marcador. Un premio excesivo para San Martín.

Con el correr de los minutos, River se desesperó en busca del empate, pero también sufrió el desgaste físico de las últimas semanas con la obtención de la Copa Libertadores y el viaje a Japón para jugar la Copa Suruga Bank.

Kranevitter tuvo el empate (9min) con un disparo de media distancia que rozó el palo derecho del arco custodiado por Ardente; el ingresado Sebastián Driussi estuvo cerca del grito de gol con otro remate en la puerta del área (20min) luego del desborde del ‘Pity’ Martínez, y Ardente resolvió muy bien ante el disparo del ex Huracán (29min).

LEÉR MÁS  Barovero cerró las puertas a una posible vuelta a River

En el medio, Gallardo apostó por los ingresos de Leonardo Pisculichi, Driussi y Lucas Boyé por Kranevitter, Mercado y Saviola, y tomó riesgos que San Martín no pudo aprovechar en algunos contraataques.

San Martín, luego de la expulsión de González cuidó muy bien el resultado. Asentado en defensa y con la buena tarea de Ardente, logró un éxito histórico (nunca había ganado en el Monumental y en el historial llevaba 4 éxitos el ”millonario” y uno el verdinegro en San Juan) justo en la celebración de su día, pero River, más allá de varios errores, hizo más y mereció al menos el empate.
Telam

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here