River arranca el 2014 con un claro objetivo: mejorar la falta de gol

Asimismo, si se tiene en cuenta solamente el último Torneo Inicial recientemente finalizado, River realizó su peor producción en certámenes cortos pues apenas anotó 12 tantos en 19 presentaciones, con lo cual superó la marca de 2010 cuando llegó a 15 en aquel Clausura.

El equipo de `Ramón` marcó además 28 tantos en el Torneo Final cuando salió segundo, muy lejos de los 40 que hizo el campeón Newell´s; no convirtió en la Copa Argentina donde fue eliminado por Estudiantes de Caseros en la primera etapa; y sumó 5 en la Sudamericana donde disputó seis juegos, siendo Manuel Lanzini el máximo anotador con 8 goles en el año calendario.

De los delanteros de River en 2013, Carlos Luna -a préstamo en Rosario Central- es el que más anotó con 5, seguido por Teófilo Gutiérrez y Juan Manuel Iturbe con 3. Después, con 2 aparecen David Trezeguet, Giovanni Simeone y Rogelio Funes Mori, y con 1 Rodrigo Mora, Juan Menseguez y Federico Andrada, mientras que los debutantes Sebastián Driussi y Juan Kaprof no marcaron.

De este modo, entre los 11 atacantes que utilizó el entrenador en todo 2013 sobre un total de 45 partidos oficiales, la marca de goles fue de 20, menos de la mitad del total, evidenciando de este modo uno de los principales inconvenientes por los que atravesó el `Pelado` en el armado del equipo.

En cuanto a la utilización de delanteros, de los 11 jugadores mencionados, el que más participó pues estuvo todo el año fue el uruguayo Mora con 29 partidos y apenas 1 gol.

En tanto, en la primera etapa del año, los que más actuaron fueron Iturbe y Luna con 17 partidos, mientras que durante este último semestre, Andrada jugó 17, Teo 16 y Simeone 11.

La floja marca de goles se observa también en la cantidad de presentaciones que River se retiró sin poder convertir: en el Torneo Final fueron 4, en la Copa Argentina 1, en la Sudamericana 2 y en el Inicial 9, totalizando 16 partidos, de modo que no anotó en poco más del 30 por ciento de las fechas oficiales de 2013.

Por otro lado, en cuanto a las decisiones del DT en cuestiones ofensivas, hay que destacar que en el final del primer semestre, Ramón Díaz desafectó a Trezeguet, dejó ir a Luna, no se interpuso a la venta de Rogelio Funes Mori y aceptó la vuelta de Mora, a quien no había tenido en cuenta en la parte final de dicha etapa.

Para la segunda parte del año, el entrenador sólo solicitó un punta que fue Teo, hizo debutar a 4 juveniles delanteros (Andrada, Kaprof, Simeone y Driussi), le dio minutos a Menseguez que venía de dos años sin jugar y probó con 9 duplas de ataque diferentes para intentar mejorar la capacidad goleadora.

Sin embargo, en ese período, el equipo sólo registró un partido con 3 goles, ante Tigre, y un 2-0 frente a Liga de Loja de Ecuador. Luego, las restantes 5 victorias del semestre (por la Sudamericana y por el torneo local) fueron con una diferencia mínima.

En el torneo Final del primer semestre, en cambio, estas estadísticas fueron mejores ya que en 3 partidos logró anotar 3 goles (Tigre, Rafaela y San Martín de San Juan), aunque sólo en dos victorias más no terminó sufriendo al lograr una ventaja de al menos 2 tantos de diferencia.

En cuanto a todos los años desde que se juegan los torneos cortos, sólo en 2010 se registra una marca más baja de goles a la de 2013 de 40 (sólo entre Final e Inicial), ya que en ese año el conjunto `millonario` convirtió 37 tantos en lo que fue la previa al descenso del 26 de junio del 2011.

River, con Rodolfo D`Onofrio como nuevo presidente hace apenas unos días y con Ramón Díaz, su DT más ganador de la historia, firme al mando del plantel, arrancó hoy 2014 con la ilusión de dejar atrás los malos tiempos para, con la ayuda de goles, volver a vivir sus tiempos de gloria.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here