Luego de que el titular de Fútbol Para Todos (FPT), Fernando Marín, diga en una entrevista con La Nación que la nueva gestión está trabajando por un fútbol ”más estético” y ”despolitizado”, y que el ciclo televisivo ”podría terminar en 2019 o antes”, todo el equipo de FPT tuvo una reunión en la que se profundizó esta despolitización de forma abrupta.

Según informa Perfil, Marín convocó en la Jefatura de Gabinete a las ochenta personas que hacen el Fútbol Para Todos y allí repitió varias veces que la nueva versión macrista del programa sería “completamente despolitizada”.

Luego de la reunión, vinieron pedidos más específicos. Quedó directamente prohibido decir en las transmisiones frases como “en todo el país”, “de Ushuaia a La Quiaca” o “el fútbol grande de la Argentina”. En resumen, nada que recuerde a la etapa kirchnerista. Asimismo, a los camarógrafos les subrayaron que no enfoquen banderas o dirigentes en las tribunas: ni siquiera a los macristas.

”Todo el equipo está trabajando para la gente, para que tengan un fútbol mejor, sobre todo más estético y despolitizado”, había dicho Marín, quien además había asegurado que ”no va a haber más política, nadie va a escuchar una proclama política de ningún candidato”.

Ante la consulta de los periodistas sobre si en algún momento el Estado se retirará de FPT, Marín dijo: ”Sí, cuando termine su contrato dentro de tres años, en el 2019, o quizás antes. A lo mejor se equilibran las cuentas y el Presidente decide terminar antes”.

Sin embargo, luego aclaró: ”Lo que no va a terminar es la gratuidad, el fútbol va a ser gratuito siempre, a lo mejor tiene otra faceta dentro de esa gratuidad, pero el fútbol básico va a llegar gratis a todos los hogares”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here