El Dakar 2016, octavo que se corre en Sudamérica incluirá en su recorrido a Perú, Bolivia y la Argentina, donde tendrá su día de descanso en Salta y su ceremonia cierre en el Monumento a la Bandera, anunciaron hoy los organizadores en Buenos Aires.

El lanzamiento oficial del Dakar 2016, que se correrá entre el 3 y el 16 de enero, se realizó este mediodía en un complejo de la costanera porteña y estuvo encabezado por el ministro de Turismo de la Nación, Enrique Meyer, el director del Dakar, Etienne Lavigne, el gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey, y el director de relaciones exteriores del rally, Gregory Murac.

El Dakar 2016 tendrá un recorrido diagonal, algo inédito hasta el momento, ya que desde Perú, irá a Bolivia y luego cruzará a la Argentina para terminar en Rosario, previo paso por Jujuy, Salta, Catamarca, La Rioja, San Juan y Córdoba.

”Nos da una gran alegría tener nuevamente el Dakar en la Argentina porque más allá de lo fierreros que somos, hay 1.300 millones de personas en todo el mundo que siguen el rally y ven imágenes de nuestro país”, señaló Meyer durante la presentación.

LEÉR MÁS  La Bombonera: el mejor estadio del mundo

La próxima edición del rally más difícil y exigente del mundo será la octava para la Argentina, presente desde 2009- cuando desembarcó en territorio sudamericano por primera vez- la tercera para Perú, ausente desde 2013 y también la tercera para Bolivia que estrenará un nuevo recorrido.

”Será el tríptico de los Andes, con tres tipos de geografía marcadamente diferentes”, resaltó el director Dakar, en diálogo con Télam.

El gran ausente será Chile , país -que junto a la Argentina- había estado en todas las ediciones desde hace siete años con el desierto de Atacama como uno de los puntos clave de la competencia.

La participación del país transandino en el Dakar 2016 pendía de un hilo y fue finalmente anulada hace unas semanas a raíz del desastre provocado por las inundaciones que devastaron el norte del país.

LEÉR MÁS  El Kun Agüero rompió el silencio luego del desmayo con la Selección

Con chile afuera, Perú logró recuperar el Dakar, una posibilidad que era muy poco factible en enero pasado, según había admitido el propio Etienne Lavigne.

El país inca imprimirá a la competencia un espíritu ciento por ciento dakariano, ya que el desierto peruano tiene características muy similares al de Mauritania, donde el Dakar forjó gran parte de su historia.

Lima volverá a ser el lugar elegido para la largada y pocos kilómetros después los competidores ya se adentrarán en el desierto, donde sortearán tres etapas: Pisco, Nazca y Arequipa.

El cruce a Bolivia llegará tres días después de la largada y la primera parada será el imponente Lago Titicaca y al día siguiente los pilotos encararán a Oruro y finalmente a Uyuni.

Esta vez, el majestuoso Salar de Uyuni no será parte del recorrido tras la debacle que causó su inmensa y letal blancura en varios motores de motos.

El nuevo recorrido de Bolivia y su altitud serán condimentos salientes del Dakar 2016 y un dolor de cabeza a la hora de dibujar el camino en el roadbook.

LEÉR MÁS  Perú a los pies de Gareca: “Tengo una profunda emoción, es increíble”

”Estamos contentos de estar con este Dakar un poco distinto a los años anteriores”, admitió Lavigne, al tiempo que insistió: ”Serán tres geografías bien distintas y desafíos cambiantes para los pilotos”.

En ese sentido, recalcó que serán ”tres momentos muy diferentes” que comenzarán con la arena en Perú, seguirá con una altitud superior a los 3.600 metros en Bolivia y el intenso calor en la Argentina, donde la característica son también sus ríos y quebradas.

El Dakar 2016 largará el 3 de enero desde Lima, el 10 cumplirá su primera mitad en Salta, donde tendrá su ansiado día de descanso para seguir al día siguiente hacia Catamarca, provincia en la que hará campamento en Belén.

El rally partirá al día siguiente a La Rioja, San Juan, Villa Carlos Paz (Córdoba) para terminar en Rosario el 16 de enero.
Telam

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here