El equipo del sur bonaerense fue muy superior durante casi todo el encuentro, al punto que dispuso de una media docena de llegadas claras, que dilapidó por fallas en la definición, así como por mérito del arquero local Luciano Pocrnjic.

Banfield contó con la figura de la cancha, el delantero colombiano Mauricio Cuero, quien fue una pesadilla para el marcador central Nehuén Paz, hoy devenido en lateral izquierdo por la suspensión de Milton Casco, al extremo que le cometió cuatro faltas muy duras -dos de ellas codazos- por las que debió haber sido amonestado.

El árbitro Germán Delfino, de actuación marcadamente localista, recién le sacó la tarjeta amarilla al ex All Boys cuando le cometió la quinta infracción, que era de expusión.

El ‘Taladro’ avisó a los 9m., con una gran asistencia de Bertolo a Cuero, quien la tiró por arriba, en soledad con el arquero.

Sin embargo, Newell’s tuvo menos la pelota pero fue más efectivo y a los 24m. Tevez habilitó de cabeza a Castro por la izquierda, quien la metió justa para la entrada de Maximiliano Rodríguez, quien abrió el marcador con un zurdazo al medio del arco, a la carrera.
Banfield siguió con el buen juego de Domingo, Cazares, Bertolo y Cuero y apenas siete minutos más tarde acercó el marcador a la justicia cuando Domingo la metió larga para el solitario pique de Cuero por la derecha, quien definió de zurda al primer palo, ante la lógica bronca de Gallego porque a su equipo le hicieron un gol de contraataque cuando estaba en ventaja.

El complemento fue casi todo un monólogo de Banfield, como a los 11m., cuando Bertolo habilitó a Cuero por la derecha, quien metió la diagonal y remató de derecha, pero su disparo pasó muy cerca del ángulo superior derecho.

Pocrnjic le tapó el gol a Cazares, solo por la izquierda, a los 28m., luego de otra gran jugada de Cuero y un remate mordido de Bertolo.

Newell’s recién reaccionó en el final con un derechazo de Castro salvado por Bologna y en un gran anticipo del propio arquero visitante ante Maximiliano Rodríguez.

Bertolo se perdió un gol increíble a los 41m., cuando entró al área en diagonal desde la izquierda, gambeteó a Leandro Fernández y remató apenas desviado, solo con el arquero.

Una situación doblemente atípica se dio con el capitán Maximiliano Rodríguez: primero fue amonestado antes del partido porque su compañero Hernán Bernardello entró a la cancha con un bebé (algo prohibido por el reglamento) y a los 42m. del complemento reclamó algo a Delfino y vio la segunda amarilla y la roja, en medio de la polémica por la posible salida del cargo del entrenador rojinegro.

Como toda la noche, en el primer minuto de descuento, Cuero desbordó a Paz por enésima vez y le sirvió el centro atrás a Bertolo, quien remató de taco y volvió a perderse el gol de la victoria.
Telam

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here