Pero con el rival jugado en ataque, aprovechó una contra y, si bien no pudo ponerle un moño,salió favorecido con un rebote y se dio el gusto de celebrar su gol número 400 con la camiseta blaugrana. El hombre récord sigue con su paso arrollador.

LEÉR MÁS  La última función de Pablo Aimar

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here