Acompañado de su abogado, David Aineto, el volante de la Selección argentina compareció en el juzgado de instrucción número 9 de Gavà (Barcelona) para declarar como imputado por dos delitos de fraude fiscal, que finalmente reconoció haber cometido.

Por lo tanto, no fue necesario que la jueza Erika López, ni tampoco la fiscal y el abogado del Estado, interrogaran al jugador, que hace unas semanas ya devolvió los 1,5 millones de euros defraudados, más otros 200.000 euros de intereses.

LEÉR MÁS  La Selección de Francia ya está en París y es recibida por una multitud

Hacienda, concretamente, le reclama a Mascherano 587.822 euros, correspondientes al ejercicio 2011, y otros 968.907 euros de 2012, años en los que ya residía en España.

Según la fiscalía, el jugador usó dos estrategias para este supuesto fraude: no declarar las rentas obtenidas de Nike a través de una sociedad domiciliada en Miami (Estados Unidos) y simular la cesión de sus derechos de imagen a una entidad puramente instrumental radicada en Madeira (Portugal).

LEÉR MÁS  Cristiano Ronaldo fue presentado en la Juventus

Pese a haber admitido los hechos, el proceso judicial deberá ahora seguir su curso: la jueza Erika López cerrará la instrucción en los próximo días y dictará un auto de apertura de juicio oral.

Mascherano, que se fue con semblante serio y sin hacer declaraciones a la salida del juzgado, se enfrenta a penas de 1 a 5 años por cada delito fiscal y a una multa que puede hasta sextuplicar la cantidad defrauda.

LEÉR MÁS  La Selección de Francia ya está en París y es recibida por una multitud

Sin embargo, es más que probable que el caso no llegue a juicio y que se dicte una sentencia de conformidad entre las partes, ya que el jugador admitió los dos delitos, devolvió la cantidad defraudada y podía haber pactado con la fiscalía el importe de la multa que deberá abonar.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here