El director técnico argentino anticipó una de las maneras con las que planea motivar a sus dirigidos

Marcelo Bielsa, tras un frustrado paso por Lazio (se marchó de la institución antes de debutar), está próximo a tomar las riendas de Lille, elenco que finalizó en la decimosegunda colocación en la Ligue 1 con 43 unidades, 49 puntos menos que el campeón Mónaco.

A horas de iniciar oficialmente una nueva aventura, el director técnico anticipó la nueva locura que tiene en mente para motivar a los futbolistas del cuadro galo, entidad que logró coronarse en el certamen local en cuatro oportunidades. También se adjudicó seis Copas de Francia.

LEÉR MÁS  Sampaoli arma la nueva lista: ¿Con el Kun y sin Higuaín?

“Tengo previsto colgar 250 frases en el centro de entrenamiento, algunas irónicas. La idea me vino al leer un libro de un amigo sacerdote chileno, que tiene el don de sintetizar situaciones en una frase. Para cada una de estas frases, me encontré con un equivalente en el fútbol”, reconoció el Loco, en diálogo con la revista Extratime de La Gazzetta dello Sport.

En la entrevista también reconoció su extraño método para comprender a sus dirigidos: “Diseñé 200 preguntas básicas para comprender a un jugador. Pero guardé cinco. Por ejemplo: ‘¿Qué piensas de la pobreza en el mundo? ¿Qué prefieres hacer? ¿Cuáles son tus cinco libros o tus cinco películas favoritas? ¿Las mías? ‘El Padrino’. Pero también aconsejo ‘El ciudadano ilustre'”.

LEÉR MÁS  Godoy Cruz sueña con la Libertadores

Dentro de la nota, Bielsa también dejó en claro la manera que tiene de vivir el fútbol: “Yo prefiero no ganar un punto, tratando de obtener tres. El que juega para empatar pensando en no perder, no hace nada para tratar de ganar”. Además, sostuvo que “mi modelo ha sido Van Gaal, estudié más de 250 partidos de sus equipos. Al llegar al 170º, adiviné los cambios que iba a hacer y comprendí que había asimilado su pensamiento”.

LEÉR MÁS  Martino candidato a dirigir la Selección de Chile

Por otra parte, le dedicó un párrafo al sentir de los aficionados: “Son irreemplazables. Dan mensajes fuertes emocionalmente. La victoria o la derrota (de su equipo) dejan una marca emocional. El lunes el aficionado tiene las marcas de lo que ha pasado el domingo”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here