La lesiones previas al Mundial, un problema que dejó a muchas selecciones sin sus figuras

 

El colombiano Radamel Falcao, la estrella más brillante del fútbol cafetero actual, abrió la
lista tan temida que suele aparecer en los umbrales de todos los mundiales de fútbol.
El diagnóstico confirmado de la ruptura del ligamento cruzado anterior de la pierna izquierda jugando para el Mónaco, lo deja virtualmente fuera del Mundial.

Al internarse en el año del Mundial, los seis meses anteriores son los más críticos, porque ante muchas lesiones no hay tiempo de recuperación, como pasaría con Falcao, pues una rotura de ligamento suele llevar entre seis y ocho meses, según coinciden médicos traumatólogos.

En el Mundial pasado, en Sudáfrica, varias fueron las estrellas que se quedaron sin jugar por lesiones producidas en los meses previos. Inglaterra fue el seleccionado más afectado, pero también Alemania y Ghana perdieron algunas de sus estrellas.

En el caso de de Inglaterra, quedaron marginados de la competencia nada menos que David Beckham, el habilidoso Michael Owen y Rio Ferdinand. Alemania se quedó sin su entonces capitán, Michael Ballack, en tanto Michael Essien dejó a Ghana sin una de sus figuras.

En esta oportunidad, la lesión de Falcao entristeció a toda Colombia. El ”Tigre” es el máximo referente del conjunto de José Pekerman y todo indica que verá el Mundial por televisión. En el caso argentino, la lesión de Messi en diciembre último prendió una luz de alerta por el físico de la ”Pulga”.

El tiempo de máxima competencia que aún falta para el comienzo del Mundial deja en riesgo a cualquier jugador. No hay posibilidades de evitar lesiones. La lesión de Falcao es una triste noticia para Colombia, pero también para el desarrollo de Brasil 2014. El Mundial se perderá de tener a uno de los mejores delanteros del mundo representando el fútbol latinoamericano.

Fuente: Infobae

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here