La Justicia porteña levantó hoy la clausura preventiva del estadio de Boca Juniors, ordenada en la madrugada del viernes tras la agresión a los jugadores de River Plate, durante el partido por la Copa Libertadores de América.

La medida quedó sin efecto tras considerarse cumplida la instancia de ”preservación de pruebas” sobre los incidentes y luego de la inspección judicial del lugar realizada el viernes por la tarde.

LEÉR MÁS  Independiente campeón de la Sudamericana

En esa inspección se secuestraron los videos de las cámaras de seguridad del estadio, así como restos de los elementos de pirotecnia y las botellas de plástico arrojadas por los plateístas de Boca al campo de juego.

La fiscal penal, contravencional y de faltas de la ciudad de Buenos Aires, Valeria Lacman, ordenó peritajes sobre esos restos para detectar huellas digitales, al tiempo que se analizan los videos para identificar a los responsables de las agresiones.

LEÉR MÁS  Copa Sudamericana: Independiente busca un nuevo “maracanazo” en Brasil

Con las cámaras de seguridad también se busca determinar el ingreso de barras e hinchas al sector de socios desde donde partió la agresión a los jugadores de River, a través de las rotura en la manga de ingreso al campo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here