El brillante sol de la tarde cuyana estaba dispuesto para iluminar un gran espectáculo futbolístico. La eliminación de Vélez en los octavos de final de la Copa Libertadores, hizo que Ricardo Gareca ponga en cancha al mejor material posible. La mala campaña realizada en el torneo doméstico y la temprana eliminación en el certamen continental, obligaba al ”Fortin” a intentar recuperar algo del prestigio perdido durante este año.

En contraposición, Godoy Cruz buscaba mantener su buen nivel para mantener la ilusión de pelear el campeonato. Tal es así, que a los diez minutos Mauro Obolo paralizó los corazones velezanos con un cabezazo al palo derecho de Sebastián Sosa. Además, los remates de larga distancia, ejecutados por Alexis Castro, mantenían a la expectativa a la defensa de Villa Luro.

La pelota parada también era un recurso muy bien utilizado por ambos equipos. Sin embargo, las situaciones más claras llegaron en los pies de Sebastián Dominguez y Emiliano Papa, quienes ejecutaron varios tiros libres que se fueron desviados por escasos centímetros.

Siendo un partido abierto, el gol podía llegar en cualquier momento. A tal punto que en la última jugada de los primero 45 minutos, José Luis Fernández tomó la pelota desde el borde del área grande y con mucha decisión logró romper el marcador. El 1 a 0 antes de irse al descanso fue una inyección anímica para los conducidos por Martín Palermo que no querían bajarse de la pelea por el título.

Tan bien le vino lograr la ventaja al ”Tomba”, que ni bien comenzó el complemento Mauro Obolo consiguió un penal a favor de su equipo, luego de que su disparo fuera detenido por la mano de Sebastián Domínguez. Más allá de la intencionalidad del defensor, Facundo Tello sancionó la pena máxima y Gonzalo Castellani amplió la diferencia desde los doce pasos. El duelo se ponía 2 a 0 y todavía faltaba disputarse un tiempo entero. El espectáculo todavía prometía más emociones.

Diez minutos más tarde, Godoy Cruz volvió pegar el grito sagrado para dar el golpe de nocaut a un desalineado Vélez. Tras una hermosa pared entre Alexis Castro y Gonzalo Castellani, el ex volante de Atlético Rafael a se animó a pegarle desde más de cincuenta metros y sorprendió a un Sebastián Sosa, quien sólo atinó a quejarse del zigzagueante remate. Con el 3 a 0 el partido se convirtió en una fiesta cuyana, a la que sólo le faltaba el descorche de los vinos mendocinos.

La ventaja pudo ser mucho más amplia de no ser por las muy buenas tapadas del arquero uruguayo. Las constantes agresiones de Armando Cooper y Mauro Obolo exigieron por demás a un guardameta que ya estaba con los ánimos por el suelo. El gol de Facundo Ferreyra en el final del espectáculo no le alcanzó al conjunto de Ricardo Gareca para poder comenzar el prestigio que fue perdiendo a lo largo del 2013.

Síntesis

Godoy Cruz: Nelson Ibáñez; José San Román, Leonardo Sigali, Nicolás Sánchez, Emanuel Insúa; Gonzalo Castellani, Federico Lértora, José Luis Fernández, Alexis Castro; Facundo Castillón y Mauro Obolo. Director técnico: Martín Palermo.

Vélez: Sebastián Sosa; Fabián Cubero, Fernando Tobio, Sebastián Domínguez, Emiliano Papa; Agustín Allone, Franco Razzotti, Lucas Romero, Iván Bella; Facundo Ferreyra y Lucas Pratto. Director técnico: Ricardo Gareca.

Gol en el primer tiempo: 45m. Fernández (GC).

Goles en el segundo tiempo: 3m. Castellani (GC), de penal, 13m. Castro (GC), 43m. Ferreyra (VS).

Cambios en el segundo tiempo: 12m. Jonathan Copete por Allione (VS) y Recaldani por Pratto (VS), 29m. Gino Peruzzi por Romero (VS), 31m. Leonel Ríos por Castro (GC) y Armando Cooper por Castillón (GC), 33m. Jorge Curbelo por San Román (GC).

Arbitro: Facundo Tello.

Estadio: Malvinas Argentinas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here