La intención del Gobierno Nacional es la de consumar el regreso del público visitante a los estadios del fútbol argentino lo antes posible. Por eso, Sergio Berni, Secretario de Seguridad, había comentado la posibilidad cierta de levantar la actual veda para el próximo campeonato, que arrancará una vez que finalice la Copa del Mundo que organizará Brasil. Sin embargo, en la última reunión de dirigentes en la calle Viamonte, se puso un freno a la expectativa y se postergó esa chance.

Darío Ruiz, segundo de Berni, estuvo con los directivos de las instituciones del país y allí acordaron que sería imposible la vuelta de las parcialidades visitantes hasta tanto no se implemente el sistema biométrica de ingreso a las canchas, bautizado como AFA Plus. Si bien se anunció con bombos y platillos su puesta en práctica para alejar a los violentos, sólo un puñado de entidades iniciaron con las obras de instalación de esta herramienta y el empadronamiento de hinchas no tuvo consenso popular.

LEÉR MÁS  Superliga: River en busca de la recuperación

Aunque los encargados de la seguridad ”retaron” a los dirigentes por las demoras en la colocación del sistema, éstos se defendieron volcando las responsabilidades sobre la empresa que lleva adelante el trabajo y también sobre el Gobierno de la Ciudad, que no habría otorgado los permisos correspondientes. Por esa razón, el AFA Plus no estará terminado hasta 2015 y, por ende, no habrá hinchas visitantes hasta ese momento.

LEÉR MÁS  Maradona será una de las estrellas en el sorteo del Mundial dentro de 10 días

”Trabajamos fuerte para eso, pero el AFA Plus es clave”, alertó Ruiz. ”El Gobierno quiere a los visitantes, pero las condiciones no están dadas”, indicó José Lemme, el Tesorero de la AFA. Y Alejandro Granados, Ministro de Seguridad de la Provincia, avisó que ”no hay manera que vuelvan ahora, recién podría darse en 2015”.

LEÉR MÁS  Independiente fue mejor pero se trajo una derrota de Paraguay

El AFA Plus aparece como la ”salvación” debido a que mediante ese procedimiento se controlaría la entrada de los barras con derecho de admisión y además se terminaría el negocio de la reventa que tanto revuelo genera en los últimos tiempos. Pero se suma un ”condimento” no menor: los clubes denominados grandes no ”enloquecen” con el retorno de los visitantes porque llenan sus tribunas sólo con locales, bajaron los costos de operativos policiales y se ahorraron todo tipo de dolor de cabeza con el traslado de simpatizantes y ”beneficios” para los violentos.
Playfutbol

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here