Condicionado por la altura y sabiendo que Bolívar debía ganar el partido por dos goles para clasificar Facundo Sava  paró un esquema de 4-4-1-1.

Si bien en muchos momentos del partido la Academia la pasó mal, y estuvo en desventaja por un golazo de chilena del Argentino Gastón Cellerino, dándole la  ventaja al Bolívar a los 23 minutos del segundo tiempo. Pero la reacción del equipo de Sava llegó en el momento justo, gracias a un grosero error del arquero Quiñónez, que salió mal a cortar el tiro libre de Acuña y le dio la chance al atacante colombiano Roger Martínez de capitalizar el rebote en el palo y festejar el 1 a 1 a los 28 minutos de la segunda mitad.

LEÉR MÁS  Copa Sudamericana: Independiente busca un nuevo “maracanazo” en Brasil

Con un conjunto  Boliviano Resignado. Racing se dedicó  a defender y trato  de tener la pelota el mayor tiempo posible, mientras transcurrían los minutos. Logrando así su objetivo, clasificar hacia la siguiente fase.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here