Con gol de Cristian Acosta, Luján Sport Club cayó 1 a 0 ante Atenas y la llave se definió en los penales. Finalmente, y después de un sufrimiento total, el ascenso quedó en manos de los mendocinos.

Un primer tiempo a toda máquina se jugó en la ciudad de Río IV. El local, obligado por el resultado adverso en Mendoza, se le fue al humo al elenco lujanino y le produjo grandes dolores de cabeza desde el minuto inicial, tal es así que se sucedieron varias situaciones peligrosas en el área de Tobar que no llegaron a un buen destino.

LEÉR MÁS  Celiz sería el primer refuerzo de Independiente Rivadavia

El once del “Pollo” Videla también tuvo las suyas. Chávez apareció como lo más incisivo en el “Granate”, pero le faltó compañía a la hora de realizar el último pase; la visita apostó más a la contra que a disputar el encuentro de igual a igual, por lo que el juego se dirimió siempre en terreno lujanino.

Sin embargo, y a pesar de que la cosa parecía estar controlada, a los 36` Acosta cambió por gol una infracción dudosa. El jugador del “Albo” marcó un lindo gol para emparejar las acciones en la serie y para decretar el triunfo parcial para el local.

LEÉR MÁS  Nuevo caso de violencia de género sacude al mundo del fútbol

El segundo tiempo lo tuvo como protagonista al cuadro de Mendoza. A sabiendas de las falencias del “Albo”, Luján propinó algunos golpes en los metros finales, pero erró en la definición y el cero se hizo duro de romper.

Atenas también contó con las suyas. Parado de contra, el local tuvo en su haber las oportunidades claras para sellar la historia; la roja a Molinar e Ibaceta iban a terminar por desnivelar la tenencia del balón nuevamente, aunque no le duró mucho porque el árbitro le mostró el acrílico colorado a Mansilla.

LEÉR MÁS  Copa Argentina: Gimnasia se mide con Juventud de San Luis

El encuentro se fue entre las piernas fuertes y las infracciones.

Después en el penales la alegría iba a ser toda de Mendoza y la gente de Luján Sport Club , que no falló en el momento en que lo fue necesario y terminó festejando la consagración después de años de angustia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here