Parece increíble como el fútbol cambia en poco tiempo. El año pasado, River era imbatible, a Boca le costaba armarse como equipo y el ”Millonario” gozaba el haberlo eliminado de la Copa Sudamericana, torneo que luego ganaría, en Semifinales. Sin embargo, el 2015 comenzó muy diferente para los dos clubes más importantes del país.

En el verano, Boca le ganó 1 a 0 con suplentes y luego lo aplastó 5 a 0 en el segundo encuentro. Y vale remarcar que en el primer partido lo jugó con un equipo alternativo, porque el ”Xeneize” tuvo que enfrentar a Vélez en un desempate para ingresar directo a la zona de grupos, algo que logró con el 1 a 0 en Mar del Plata. Todo lo contrario River, que ya estaba adentro y encima tenía rivales accesibles.

LEÉR MÁS  Superliga: River en busca de la recuperación

Pero todo cambió, porque el ”Xeneize” hoy está segundo en el campeonato argentino, lidera el Grupo 5 -que no es de mucha exigencia- y es el primer clasificado a Octavos de Final(además de ser el de mejor puntuación), debido que Wanderers empató 1 a 1 ante Palestino, que quedó a ocho unidades con seis más en juego. Los uruguayos son segundos con siete y Zamora cierra con cero.

LEÉR MÁS  Nuevo parte oficial por el submarino desaparecido

Esto le aseguró el pasaje a los de Rodolfo Arruabarrena dos fechas antes del cierre de la ronda de grupos. En tanto, los de Núñez igualaron con el débil Juan Aurich, que lo dejóúltimo en un Grupo 6 que parecía bastante accesible de antemano, porque salvo Tigres, el elenco peruano y San José de Bolivia son dos rivales de poca jerarquía. Sin embargo, mientras Boca ya está en Octavos de Final, River suma apenas tres puntos y no depende de sí mismo.
Playfutbol

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here