El primer gol del partido lo convirtió Santiago Silva, al minuto de juego, con un fuerte remate de media vuelta tras el error defensivo de Gustavo Cabral, quien rechazó de cabeza al medio y le entregó la pelota al delantero uruguayo. Sebastián Fernández llevó al ventaja a 2 a 0 a los 32′.

 

Banfield, por momentos, se pareció al que el entrenador Julio César Falcioni pudo moldear en su primera etapa en el sur, un equipo ordenado que esperó golpear en el momento justo. Y al minuto de juego ya ganaba gracias a Silva y Cabral.

 

River intentó salir del trance adueñándose de la pelota, y en ese contexto, a los 14 minutos, Ariel Ortega le mandó un pase a Paulo Ferrari, quien desbordó por derecha para enviar un centro a Andrés Ríos, pero el delantero cabeceó mal ante la salida de Cristian Lucchetti.

 

A los 15′ volvieron los sobresaltos para la defensa ‘millonaria’. Walter Erviti cortó en el medio y le cedió la pelota a Marcelo Quinteros, que ganó la banda derecha y sacó un centro para que Silva defina de tijera y la pelota pegue en el travesaño.

 

Tres minutos después, el que recuperó la pelota en el medio fue Ortega, y River insinuó con un remate desdibujado de Augusto Fernández.

 

A continuación, un tiro libre con forma de centro de Matías Abelairas fue con dirección a Cabral, pero su cabezazo salió lejos del palo derecho de Lucchetti.

 

Una muestra de la falta de ideas del conjunto visitante fue un remate de Ortega a los 26 minutos, desde lejos, que se fue muy desviado.

 

Al ‘Taladro’ le quedó un cartucho más, porque a los 32′ Sebastián Fernández recibió un pelotazo al área de Sebastián Méndez que el delantero bajó con el pecho y definió ante la salida de Daniel Vega para poner el 2 a 0.

 

A los 42′, Ortega tuvo la más clara para su equipo, pero su cabezazo tras un envío de Gallardo fue débil y pegó en el palo para terminar en las manos de Lucchetti.

 

Los referentes de Núñez jugaron desde el inicio con la camiseta de River después de tres años, y lo hicieron de manera discreta, demostrando que les falta rodaje para estar a la altura de todo lo que se espera de ellos. Igual que el paraguayo Miguel Angel Paniagua, quien no se impuso en la zona de volantes.

 

Los primeros instantes del complemento se jugaron sin arcos, dentro de un dominio de pelota de River que no inquietó a Banfield, más allá de que ingresó Diego Buonanotte, quien en su primera acción individual envió un centro desde la derecha con pierna izquierda para que Cabral se lleve la pelota por delante.

 

A los 17 minutos, James Rodríguez metió la pelota en el área para que cabecee el más bajo de la cancha, Sebastián Fernández, sin consecuencias

 

Poco le quedó por mostrar a River, sólo su falta de ideas, la poca visión de Néstor Gorosito para realizar las variantes y una confusión general, que hace tiempo arrastra y de la que parece, de mantener este camino, le será imposible salir.

 

Con el triunfo, Banfield se aleja cada vez más de la zona de descenso y hoy mostró un juego prolijo que ilusiona para apuntar más alto.

 

El partido se fue con otra derrota de un desdibujado River, que extendió su serie de derrotas tras la caída Sudamericana ante Lanús, con errores defensivos y sin agresividad en los últimos metros.

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here