Policías de la División Homicidios de la Federal ingresaron cerca del mediodía al estadio Alberto J. Armando, ”La Bombonera”, con una orden de allanamiento para intentar dar con pruebas vinculantes con Mauro Martín, cuñado, de Gustavo Petrinelli, acusado de ser el homicida de Ernesto CIrini, un vecino de éste, en agosto de 2011.

Al parecer, una discusión entre Petrinelli y Cerini por un perro terminó con la muerte de éste, en un contexto de constantes problemas de convivencia en un barrio de Mataderos. La disputa pasó a mayores y el primero decidió entonces llamar a Mauro Martín, líder de la barra brava de Boca.

LEÉR MÁS  Nuevo caso de violencia de género sacude al mundo del fútbol

Martín se dirigió hasta el lugar junto a otro integrante de la barra, ambos tomaron parte en la discusión y allí quien acompañaba al jefe de la ”12” le habría pegado una trompada que derribó a Cirini, quien murió como consecuencia del golpe de su cabeza contra el cordón de la vereda.

Por la asistencia de los vecinos, la víctima llegó con vida al hospital Santojanni, desde donde fue derivado al Policlínico Bancario, donde finalmemte murió 72 horas después de lo ocurrido.

Un testigo del episodio recnoció a Martín como uno de los agresores de Cirini ya que también lo habría golpeado, aunque Petrinelli habría sido quien le dio el golpe que provocó la caída mortal. El testimonio fue clave porque también tomó los datos de la patente que serían los mismos del auto con el que el líder de la barra brava acude a la Bombonera.

LEÉR MÁS  Celiz sería el primer refuerzo de Independiente Rivadavia

En diciembre pasado, cuando Petrinelli fue detenido, Mauro Martín acudió a Tribunales para acompañarlo, aunque en ese momento no estaba imputado. Cuando el juez de la causa, Manuel De Campos, advirtió su presencia, lo detuvo en el lugar y a partir de ahí quedó sospechado de participar en el homicido de Cirini.

¿Qué busca la policía en la Bombonera?
La División Homicidios acudió a la cancha de Boca en busca de videos que aporten datos para probar quiénes participaron en este homicidio y, principalmente, para ver si Maximiliano Mazzaro, segundo de Martín, sospechado de ser quien dio el golpe que derivó en la muerte de Cirini y prófugo de la Justicia desde ese día, estuvo en la tribuna desde aquel 8 de agosto pasado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here