Prohibidos, censurados, perseguidos, exiliados, torturados y asesinados. Cientos de artistas se alzaron en ”palabras” para expresarse, sin imaginar que serían víctimas de la más sombría dictadura militar que vivió Argentina durante el gobierno de facto de Jorge Rafael Videlaentre los años 1976 y 1981. Doscientos cuarenta y uno fueron los ”desaparecidos culturales”, decenas de artistas  fueron censurados por su ”diferente manera de pensar”, y muchos de ellos tuvieron que exiliarse en otros países.

Desde Alemania, Francia, España, México, Venezuela, las voces argentinas se hacían oír.Víctor Heredia, León Gieco , Horacio Guarany, María Elena Walsh, César Isella, Litto Nebbia, Moris, Gianfranco Pagliaro, Piero y Aída Bortnik son sólo algunos de los artistas víctimas de la censura durante el gobierno de Jorge Rafael Videla.

”Personas vinculadas al ámbito cultural con antecedentes ideológicos desfavorables”, rezaba la nómina en la que figuraban los 241 nombres de personalidades del ambiente artístico censurados por los militares.

Las listas negras fueron confeccionadas por el Ministerio de Cultura y Educación de la Nación en el primer período de los años de plomo. El plan secreto se llamó ”Operación Claridad” y estaba a cargo de la oficina de recursos humanos.

Los cantantes eran de los más peligrosos por la masividad que adquirían sus canciones, las cuales no podían ser oídas por el resto de la población porque sus letras no se consideraban ”aptas para ser difundidas”.

Según el Comité Federal de Radiodifusión (COMFER), el régimen militar prohibió la difusión de más de 200 temas entre 1978 y 1983. ”Cantantes cuyas letras se consideran no aptas para ser difundidas por los Servicios de Radiodifusión”.

Entre los clásicos censurados, se encontraban: ”Cocaine” de Eric Clapton, ”Do you think I’m sexy?” (¿Crees que soy sexy?) de Rod Stewart, ”Kiss me Love” (Bésame amor), de Lennon y Yoko Ono, ”Tie your Mother down” (Ata a tu madre) de Queen, y el disco ”The Wall” (El Muro) de Pink Floyd.

Pero la censura apuntó sobre todo a los músicos argentinos, desde roqueros  como Luis Alberto SpinettaCharly García León Gieco, pasando por folcloristas como Horacio GuaranyAriel Ramírez César Isella hasta melódicos como SandroCacho Castaña yPalito Ortega.

”Me gusta ese tajo” de Spinetta, ”Viernes 3AM” de Charly , ”Canción de amor para Francisca” y ”Tema de los Mosquitos” de León Gieco, ”Cara de tramposo, ojos de atorrante” de Cacho Castaña,  son algunas de las canciones prohibidas que integran la larga nómina que suma doscientas.  

”Genocidio cultural” como lo denominó el escritor Julio Cortázar, fue el que se vivió en Argentina durante el proceso de terrorismo de Estado de la última dictadura cívico militar que lideró Jorge Rafael Videla, quien murió este viernes 17 de mayo en el penal de Marcos Pazdonde cumplía varias condenas a reclusión perpetua por múltiples crímenes de lesa humanidad.

Tras la noticia del deceso, Victor Heredia, uno de los artistas que más resistió a la dictadura del genocida, habló con C5N: ”se nos fue la vida porque estas cosas quedan para siempre en el corazón”. 

”Fue una monstruosidad lo que hizo en vida”, sostuvo el artista que recordó una de las víctimas de la dictadura que comenzó en 1976 fue su hermana, secuestrada y desaparecida cuando estaba embarazada.

Y agregó: ”Hoy ha muerto un criminal”. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here